sábado, 18 de abril de 2015

Los graves efectos en tu salud de no desayunar

Una de las pautas y consejos más importantes a la hora de establecer una dieta, es distribuir de manera adecuada nuestras comidas a lo largo del día.

Se ha demostrado de manera clara, que nuestro organismo asimila mejor los nutrientes de los alimentos si éstos se aportan a nuestro cuerpo de manera repartida, entre 3 a 5 comidas durante el día, concentrando principalmente, desde la mañana hasta primera hora de la tarde, la mayor parte de las ingestas.

Además de tener en cuenta la calidad y cantidad de los nutrientes, es recomendado por la comunidad médica, la necesidad de realizar un desayuno completo, ya que es considerada la comida más importante del día.
Lo ideal es concentrar un 25% de los aportes calóricos en nuestro desayuno diario, pudiendo estar compuesto entre otros alimentos por: cereales, frutas, verduras o leche de soja.

Si no desayunas los alimentos perjudiciales te atraerán más
Recientes estudios científicos han demostrado que nuestro cerebro demuestra una clara predisposición hacia los alimentos más grasos y con más calorías, cuando no realizamos un desayuno adecuado.
Según pruebas realizadas por un equipo de científicos del Imperial College de Londres, la ausencia de alimentos ingeridos durante la primera etapa del día aumenta nuestro deseo hacia alimentos más ricos en calorías, y menos saludables. Ésta fue una de las conclusiones a las cuales se llegó tras realizar un experimento con dos grupos de personas.

Quienes desayunaban, demostraban horas después apetito hacia alimentos un 20% menos calóricos que las personas que realizaron ayunas por la mañana. La clara conclusión es que omitir el desayuno de nuestra dieta, no hace otra cosa que aumentar nuestro deseo hacia alimentos menos sanos, aparte de otros perjuicios abiertamente reconocidos, como la falta de concentración y la bajada de la productividad hasta la primera ingesta calórica.

Otros beneficios

Además de los beneficios sobre nuestra salud física, también es importante destacar que realizar un buen desayuno, puede permitirnos dedicar unos minutos a organizar tranquilamente nuestro día, o a compartir con nuestra familia varios minutos de convivencia.

Por otro lado también existe una importante relación entre el desorden alimentario y los niveles de estrés y ansiedad.

Recibe todas nuestras actualizaciones en tu E-mail