miércoles, 15 de abril de 2015

Remedio Casero y natural para los fuertes dolores menstruales

El dolor menstrual es muy común, es un dolor abdominal tipo cólico, el cual puede ser intenso, leve o intermitente, llegando a producir un gran malestar. Aquí te dejamos un remedio casero para el dolor menstrual.

Durante cada ciclo menstrual muchas mujeres suelen experimentar algún tipo de molestia, como hinchazón, dolor de espalda, cansancio, malestar general, pero es muy común el dolor abdominal, el cual en ocasiones suele volverse muy intenso y puede provocarnos:

  • Diarrea
  • Dolor de cabeza
  • Nauseas
  • Vómitos
  • Fatiga
  • Desmayo

El dolor menstrual hace que nuestro útero tenga contracciones musculares muy fuertes, el término médico utilizado para este tipo de dolor es “dismenorrea” es uno de los factores principales en las mujeres para la incapacidad laboral y se estima que entre el 25% y 60% padecen de este tipo de dolor.  No existe un tratamiento específico para el dolor menstrual, pero la medicina natural nos ofrece opciones muy efectivas para aliviar este tipo de afección.
Para el dolor menstrual vamos a utilizar el orégano, el cual sirve para diversas enfermedades y también para dolores en distintas partes del cuerpo, el orégano es una planta a la cual le podemos sacar varios beneficios, tanto en la medicina como en el uso de la cocina para la preparación de exquisitos platos.  El dolor menstrual es tratado también con manzanilla, la cual es un anti inflamatorio natural muy efectivo, también es una planta aromática utilizada en la medicina desde la antigüedad hasta nuestros tiempos.

El remedio que utilizaremos será una infusión de orégano y manzanilla.  Esta infusión es muy efectiva en el tratamiento de distintos dolores.

INGREDIENTES:

Un puñado de orégano (no molido, en hojas)
Hojas de orégano poleo
Un puñado de manzanilla

MODO DE PREPARACIÓN:

En un litro de agua pondremos a hervir el orégano normal, las hojas de orégano poleo y la manzanilla.  Dejaremos hervir por aproximadamente 10 minutos y beberemos esta infusión 3 o 4 veces al día, puedes agregar un poco de azúcar si deseas.  Si no encuentras el orégano poleo, puedes hacer la infusión solo con el orégano normal y la manzanilla.

Recibe todas nuestras actualizaciones en tu E-mail