miércoles, 29 de julio de 2015

Como prevenir y sanar la conjuntivitis?

La conjuntivitis es una hinchazón o inflamación producto de una infección conjuntiva de la membrana que recubre los parpados y la esclerótica del ojo. Las causas de la conjuntivitis se debe a la exposición de la conjuntiva a bacterias y otros irritantes y a las lágrimas que ayudan a proteger esta área eliminando las bacterias, puesto que las lágrimas poseen proteínas y anticuerpos que destruyen bacterias en el ojo.

Por lo regular la conjuntivitis es ocasionada por un virus. Este virus es comúnmente conocido como (Queratoconjuntivitis) o conjuntivitis aguda y normalmente esta suele propagarse fácilmente entre los niños y a veces en los adultos sino tienen mucho cuidado con la persona infectada.

Otras causas por la que se produce la conjuntivitis

  • Debido a alergias o (Conjuntivitis alérgica).
  • Debido a bacterias.
  • Por ciertas enfermedades.
  • Por exposiciones a químicos.
  • Por clamidia.
  • Debido a hongos.
  • Raras veces por parásitos.

Por usar lentes de contactos por un tiempo demasiado prolongado y sin higienizar lo debido.
En casos poco usuales los recién nacidos pueden adquirir la conjuntivitis al momento del parto. Esta afección es denominada oftalmia neonatal y se recomienda ser tratada inmediatamente para poder preservar la visión.
¿Cuáles son los síntomas de la conjuntivitis?

La conjuntivitis tiene varios síntomas entre los que se encuentran los siguientes:

  •  Dolor en los ojos.
  • Costras que se forman en el párpado por las noches.
  • Sensación arenosa en los ojos.
  • Se tiene la visión borrosa.
  • Se tiene sensibilidad a la luz.
  • Aumenta el lagrimeo en los ojos.
  • Picazón en los ojos.
  • Enrojecimiento de los ojos.


Tratamiento para la conjuntivitis

El tratamiento de la conjuntivitis depende de la causa que la produzca, por lo cual explicaremos claramente que hacer en cada caso.

Cuando la conjuntivitis es alérgica esta se puede mejorar por si sola y desaparecerá en varios días si se mantiene el ojo  o los ojos bien higienizados y por su puesto aplicaremos compresas de hielo para ayudar a contrarrestar la infección.

En todo caso podemos tratar también la conjuntivitis con antibióticos, en la mayoría de los casos con gotas oftálmicas las cuales funcionan contra la conjuntivitis bacteriana.

La conjuntivitis viral desaparece por sí sola, en todo caso si el dolor es muy fuerte, las gotas oftálmicas con esteroides suaves ayudan a reducir y por consiguiente aliviar el dolor. Usualmente muchos médicos utilizan un colirio antibiótico suave para la queratoconjuntivitis con la finalidad de prevenirla.

Nota: Recuerda que puedes utilizar compresas de hielo para la conjuntivitis independientemente cual sea pero debes higienizar el paño cada vez que vayas a aplicar una sesión nueva. De modo tal que no estés colocándote la infección una sobre otra.

¿Cómo prevenir la conjuntivitis?

La higiene es algo fundamental en la vida de todos para prevenir todo tipo de hongos, bacterias y virus, en este caso para prevenir la conjuntivitis debemos prevenir de la siguiente manera:

  • Lavémonos las manos con frecuencia.
  • No compartamos los cosméticos para ojos y reemplácemolos regularmente.
  • No compartamos las toallas ni los pañuelos.
  • Cambiemos las fundas de las almohadas con más regularidad.
  • Manipule y limpie los lentes de contacto regularmente.
  • Evitemos tocarnos los ojos con las manos.

Recibe todas nuestras actualizaciones en tu E-mail