jueves, 20 de agosto de 2015

Remedios caseros para las patas de gallo

Conforme pasan los años, la piel se hace más fina y más seca y se empiezan a formar arrugas y las temibles “patas de gallo”.

Después de muchos años de llorar, reír, parpadear y guiñar los ojos es muy lógico que se formen las patas de gallo.

Otra causa muy común de que se formen estas arrugas alrededor de los ojos es el exponerse al sol sin usar anteojos negros. Remedios caseros para las arrugas

Cómo prevenir y reducir las patas de gallo

Existen varias medidas y remedios caseros que podemos hacer para evitar que salgan las patas de gallo o para reducirlas si es que ya han salido.

Usar anteojos negros

Cada vez que salgas al sol ponte anteojos negros. La luz solar hace que entrecerremos los ojos, lo cual arruga la piel alrededor de los ojos y hace que empiecen a salir las patas de gallo.
Humectar la piel a diario

Para mantener la piel humectada podemos escoger entre estos tres ingredientes: aguacate, aceite de almendras, gel de sábila. El gel de sábila siempre se debe lavar bien antes de usarse.

Una vez escoges cuál de estos ingredientes te sirve más, puedes untarlo en el área de las patas de gallo, pero con cuidado que no te vaya a entrar en los ojos. Se deja por unos 20 o 30 minutos y se enjuaga.


Tomar agua mineral

Se dice que el agua mineral es la mejor para la piel debido a su alto contenido de sílice, un mineral que fortalece las células que se encuentran entre el colágeno y las fibras de elastina en la piel. Esto retrasa la formación de arrugas.

Crema casera contra patas de gallo

Se mezcla un poquito de aceite de almendras con un poquito de lanolina. Se revuelve bien y se aplica sobre el área de las patas de gallo antes de acostarse. Se deja toda la noche. Algunas personas podrían ser alérgicas a estos ingredientes y no deben usarlos.

Recibe todas nuestras actualizaciones en tu E-mail