viernes, 21 de abril de 2017

Limpia tu cara con una mascarilla a base de limón y bicarbonato de sodio

Nuestro rostro es el elemento más importante de nuestro cuerpo. Él es la carta de presentación hacia los demás que utilizamos a diario.

Al mantener una conversación con alguien, sus miradas siempre están puestas en él, por lo que mantener una buena limpieza del mismo es algo fundamental para nosotros. Sin embargo, hacer esto no una tarea del todo sencilla.


En nuestra cotidianidad, estamos expuestos a terribles cantidades de agentes contaminantes. El humo de los carros, la lluvia, hasta el mismo maquillaje pueden ensuciar y llenar de impurezas nuestra cara.

Estas suciedades se introducen por nuestros poros cambiando hasta la consistencia de nuestra piel, que puede pasar de seca a grasa en cuestión de minutos.

Existen montones de productos, como cremas y jabones, que prometen quitar al 100% la suciedad de nuestro rostro. Sin embargo, los químicos usados en ellos pueden afectar considerablemente el pH de la piel de nuestro rostro, poniendo también en riesgo la salud de nuestra piel.
Es por esto que encontrar el jabón o la crema ideal para nuestro rostro es una tarea de lo más fundamental y, en algunos casos, estresante para algunos.

Con sólo un poquito de limón y bicarbonato, mira lo que se logra.

Utilizando ingredientes que tenemos en casa, puede resultar más sencillo de lo que parece limpiar y eliminar la suciedad de tu cara.

Es que exfoliar nuestro rostro debe ser algo que se haga por lo menos una vez a la semana para poder adquirir un rostro libre de sucios, sin embargo, este proceso resulta fastidioso para algunos.

Con este método que te mostraremos a continuación, verás que no es tan difícil limpiar tu cara y mantenerla libre de impurezas durante mucho más tiempo que utilizando los jabones tradicionales. Con esta practica mascarilla, lucirás un rostro más limpio y sano de manera fácil y sencilla.


Necesitas:

Dos limones.

Dos gotas de aceite de árbol de té.

Dos cucharadas de bicarbonato de sodio.

Debes mezclar todos los ingredientes hasta conseguir una mezcla homogénea, teniendo en cuenta que si tu rostro es muy delicado, puedes agregar un poquito de agua a la mezcla.

Ahora bien, debes lavar tu cara de la manera habitual antes de usar esta mascarilla. Luego, debes aplicar dando suaves masajes a tu piel.

En la primera aplicación, debes dejarla por tres minutos. La segunda debes hacerla una semana después y puedes dejarla actuar, esta vez, durante diez minutos.

Aplicando esta mascarilla tendrás un rostro más limpio y libre de impurezas. No te arrepentirás de usarla.

Aplica esta mascarilla de bicarbonato de sodio y limón en tu cara, te vas a sorprender!

Este video tambien te puede interesar. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Recibe todas nuestras actualizaciones en tu E-mail